Apostá por el motor de crecimiento argentino

Esta vez el ruido lo generó Trump
Hola, crecimiento
La construcción, el corazón de la actividad
Enfoque top-down para todos
Dos jugadas locales para aprovechar en 2018 (PRO)

0:20| ¿Amenaza de guerra comercial?

Marzo comenzó con la misma inestabilidad que mostró febrero. En esta ocasión, los motivos se alejaron del plano de la política monetaria porque provinieron del frente comercial.

Es que Donald Trump anunció que Estados Unidos, en pos de proteger los puestos de trabajo y la producción local, impondrá aranceles a las importaciones de acero y aluminio. Algunos de los principales socios comerciales ya han amenazado con tomar represalias.

Como resultado, el mercado ensayó un recorte generalizado encabezado por los papeles industriales. El Dow Jones retrocedió 1,68%, mientras que el S&P 500 y el Nasdaq descendieron 1,33% y 1,27%.

Un comportamiento interesante fue el visto en los bonos norteamericanos que, producto del vuelo a la calidad (flight-to-quality) desde acciones a renta fija, redujeron sus rendimientos. La tasa a 10 años perforó el piso de 2,80%.

Argentina no estuvo exenta de esta realidad global de mayor nerviosismo. El Merval anotó pérdidas por 3,02%, cerrando la jornada en 32.013,03 puntos con un volumen moderado de $ 825 millones.

En el Panel Líder, solamente hubo una única alza: Tenaris (TS) +2,39%. Las caídas más pronunciadas fueron las de Phoenix Global Resources (PGR) -6,91%, Central Costanera (CECO2) -5,66% y Transportadora de Gas del Norte (TGNO4) -5,01%.

El tipo de cambio vendedor (Banco Nación) avanzó 0,246% hasta $ 20,40.

0:55| Llegamos a la estación “crecimiento”

Luego de atravesar un complejo año 2016 que incluyó una caída de 2,3% del PBI, la economía pisó firme en 2017 con una mejora del producto de 2,8%.

El Estimador Mensual de Actividad Económica (EMAE) que elabora el INDEC señala que el nivel del PBI de diciembre de 2017 superó el récord previo de junio de 2015. Así, la actividad dejó atrás la fase de rebote y ahora se adentra en la etapa de crecimiento.

A la luz de este hito, resulta muy interesante analizar los sectores que más crecieron en el último año para, luego, seleccionar los activos más atractivos de esos rubros puntuales.

1:45| La era de la construcción

La radiografía del crecimiento de 2017 es elocuente y no deja dudas al respecto: la construcción fue la locomotora que posibilitó ese avance anual de 2,8% y el 2% interanual de diciembre.

Dicho rubro trepó 12,2% interanual en el último mes del año pasado y fue el segmento que mayor aporte hizo a la actividad. Esta cuestión también la recoge el Indicador Sintético de la Actividad de la Construcción (ISAC) que marcó un salto de 12,7% anual para todo el año 2017.

De hecho, el ISAC ya adelantó que la construcción tuvo un comienzo de año fenomenal. La medición de enero reportó un incremento de 19% interanual que, incluso con una base de comparación elevada, aceleró la velocidad respecto de las variaciones de 12,7% y 12,6% de diciembre y noviembre, respectivamente.

Explorando un poco más los componentes del índice, la fabricación de asfalto está volando a un ritmo superior al 40% anual, mientras que la producción de cemento se movió a una velocidad de 19,4% anual que fue mayor a la del propio ISAC.

¿Y hacia adelante cómo sigue la película de la construcción?

Hay un amplio consenso de que este sector volverá a traccionar el PBI. En este sentido, una de las consultoras más reconocidas de Buenos Aires estima que el producto argentino crecerá 2,5% en 2018 liderado por la construcción que avanzará al doble de velocidad que el promedio de la economía.

Y la razón detrás del optimismo es triple. Al impulso de la obra pública, ahora se le adicionaron dos motores más. Uno es el de la construcción privada, que vivió un renacer con debido a la “explosión” de los préstamos hipotecarios en UVA.

El otro driver de la construcción es el constituido por las obras bajo el esquema de Participación Público-Privada (PPP). Este sistema de asociación, que evita que el Sector Público soporte la mayor parte del financiamiento, tiene un tremendo potencial de la mano del desarrollo de obras de infraestructura.

3:00| De lo general a lo particular

Lo analizado previamente no es en vano para los inversores, sino que forma parte de una metodología muy común entre los economistas: el enfoque top-down. A grandes rasgos, el criterio consiste en establecer como punto de partida la observación de fenómenos globales, y luego decantar el estudio hacia cuestiones específicas.

En otras palabras, esta concepción indaga primero sobre cuestiones generales y, a medida que avanza y detecta potencial, se concentra en ramificaciones particulares que pueden ser sectores o industrias. El paso final es elegir acciones o activos específicos relacionados.

Una secuencia top-down puede iniciar preguntándose cuál es el motor de la expansión mundial y cómo los cambios en la política monetaria de Estados Unidos repercutirán globalmente. El siguiente paso es determinar qué tipo de país estamos analizando y observar con detenimiento la dinámica económica de una región.

Posteriormente, el análisis se estrecha aún más y llega al estudio de la macroeconomía de un país concreto. En este punto, los inversores deben prestar especial atención al vínculo entre las variables económicas más relevantes, la inserción en el mundo y la dinámica asociada de los negocios. Ya dentro del ámbito nacional, la mirada se ciñe aún más y se centra en un rubro puntual, procurando que esté alineada con el ciclo económico.

La última fase consiste elegir una compañía concreta del sector para conocer en profundidad sus características particulares y sus fundamentos. En este nivel se miran los balances, los mercados conquistados por la firma, sus ventajas comparativas, la experiencia del management, la política de dividendos, etc. Por último, la empresa con mejores perspectivas se transforma en la candidata más firme para integrar el portafolio.

Con la mirada optimista que tenemos sobre Argentina y el análisis que hicimos del porvenir positivo de la construcción, avancemos con la fase final del enfoque top-down…

Si querés recibir la versión PRO, podés suscribirte acá.

Sobre el autor

Sistemas IG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>