Estas empresas nos dicen “comprá acciones”

Hasta el momento, el año del Merval ha sido totalmente para el olvido. La destrucción del precio de las acciones fue muy fuerte en pesos y aún peor en dólares. Ayer tuvimos un pequeño respiro y señales de estabilización en Wall Street (hablaremos de ello luego en la sección PRO). La situación de desconfianza en la Argentina sumada a las señales poco claras del equipo económico, llevaron a un castigo furioso en la cotización de todas las firmas locales.

Una de las señales más fuertes para entender la magnitud del descontento de los inversores con el país son los permanentes viajes del ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, a los centros financieros más importantes del mundo para convencer a los agentes económicos de que el rumbo económico es el correcto. Ayer fue el turno en Nueva York y hoy seguirá en Londres.

A nivel bursátil, el mercado habló. Muchas acciones cayeron más por el pánico generalizado en torno a la pérdida del control cambiario por parte del Ejecutivo, a pesar de que sus fundamentos no se han visto tan deteriorados. La baja fue masiva, sin distinguir la calidad de las empresas ni su fortaleza patrimonial.

Y ante la falta de distinción por parte de los inversores, el management de parte de las cotizantes se hizo escuchar, mandando una clara señal a lo inversores.

Banco Macro (BMA), Pampa (PAMP), Edenor (EDN), TGS (TGSU2) y Cresud (CRES) anunciaron procesos de recompra de sus propias acciones. Es un gesto fuerte en medio de la turbulencia. Desde la visión del management, era preferible invertir parte de su liquidez en sus propios papeles que en proyectos alternativos, lo que da cuenta del potencial retorno que puede tener una inversión de esa naturaleza.

Y se trata de una señal importante ya que ellos que conocen mejor que nadie sus propios balances, las perspectivas futuras y el potencial de sus negocios. Aun con crisis mediante, el valor de las compañías es mucho mayor de lo que refleja el precio de las mismas en el mercado. El management está enviando una señal fuerte al mercado: nuestras acciones están muy baratas y por eso nosotros las salimos a comprar.

 

Los detalles de los Programas

Pampa Energía ha sido el más agresivo en su proceso de recompra de acciones, habiendo lanzado 3 programas diferentes por un monto superior a los 245 millones de dólares. El directorio estableció el 10% del capital social como el máximo de acciones al que pueden elevar su tenencia. Se establecieron además limites a los precios que pueden pagar en el mercado, siendo de AR$ 62 por las acciones del Merval y de US$ 55 por los ADR.

Por su parte, Edenor también fijó el límite en el 10% del capital social, con un precio máximo de US$ 55 y de US$ 40 millones para invertir.

Mientras tanto, Cresud lleva comprados 770 millones de pesos de un total de 900 millones aprobados por su Directorio. En este caso el límite del capital social fue fijado en el 5%.

Por último, TGS también limitó en 10% del capital social su programa de recompras con un límite de AR$ 95 para las acciones locales y de US$ 20 para el ADR.

En el caso de Banco Macro, el programa anunciado fue por $ 4.500 millones, aunque el precio máximo a pagar por acción es de $ 158, algo que por el momento no fue necesario ponerlo en práctica.

Un driver para empujar al mercado

Además de la señal positiva que envía el Directorio para una firma en particular, el proceso de recompra de acciones propias es una herramienta que apuntala las expectativas del mercado a nivel general.

Esta práctica se ha vuelto muy habitual luego de la crisis económica de 2008 en Estados Unidos. Una vez estabilizada la cuestión financiera, las empresas salieron fuerte a anunciar planes de recompra de acciones.

Por el ejemplo, el S&P 500 tiene un índice que mide el nivel de recompras hechas por las empresas que pertenecen al mismo. Si vemos la comparación debajo, se observa que cada vez que aumentaron las recompras (naranja) hubo al poco tiempo una reacción positiva del S&P 500 (celeste). Este pequeño rezago ayuda a confirmar que los mercados reaccionan a las señales enviadas por las propias empresas.


¿Será el caso testigo para la recuperación firme del índice Merval?

El tiempo dirá…

Si querés recibir la versión PRO, podés suscribirte acá.

Sobre el autor

Sistemas IG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>